Sesión de anticoagulantes en enfermedad renal

Las indicaciones de anticoagulación en el paciente con enfermedad renal es controvertida. Se trata de un tema con importante repercusión clínica pero del que existe escasa evidencia. No hay consenso sobre el fármaco idóneo ni las dosis adecuadas.

La enfermedad renal crónica confiere un estado de hipercoagulabilidad por una parte y al mismo tiempo los pacientes con enfermedad renal crónica tiene mayor riesgo hemorrágico.

Las indicaciones de anticoagulación: tromboembolsimo pulmonar, trombosis venos profunda, trombosis arterial, fibrilación auricular, prótesis valvular cardíaca.

Algoritmo de anticoagulación en válvulas cardíacas mecánicas o estenosis mitral

 

Las guías aconsejan el uso de Anticoagulantes de acción directa en pacientes con ERC leve-moderada, parece que incluso hay menor riesgo de sangrado intracraneal.

Los Anti-Vit K (sobre todo en pacientes en hemodiálisis):

– Aumentan riesgo hemorragia grave

– No reducen riesgo de ictus isquémico ni de muerte (e incluso aumenta)

– Aumento de enf. vasc. periférica y de valvulopatía por calcificación. Aumento de calcifilaxis.

– Difícil control del nivel de anticoagulación objetivo  por rango terapéutico muy estrecho.

El uso rutinario de los Anti-VitK para la FA no valvular en pacientes en hemodiálisis  NO se recomienda y debería utilizarse sólo en pacientes muy seleccionados

 

ANTICOAGULANTES ORALES DE ACCIÓN DIRECTA

VENTAJAS:

  • No precisan monitorización.
  • Rápido comienzo de acción y vida media corta.
  • ERC leve-moderada menor riesgo de hemorragias (todos) y de calcificación vascular y aterosclerosis (Apixaban y Rivaroxaban).
  • No interaccionan con los alimentos.
  • Pocas interacciones farmacológicas.
  • Presentan una eficacia similar pero con una mayor seguridad.

INCONVENIENTES:

  • El riñón está directamente implicado en su farmacocinética.
  • La proteinuria afecta a su biodisponibilidad.
  • Dificultad en la reversión de su efecto (no antídotos/caros).

 

TIPOS DE ACOD

El apixaban se elimina por vía renal en un 27%. El dabigatran tiene un 80% de excreción renal.

 

 

El apixaban y el rivaroxaban se pueden administrar en Fg por debajo de 15 ml/min y en diálisis ajustando la función renal:

Apixaban: 5 mg/12h . En mayores de 80 años y menos de 60 Kg se debe reducir la dosis a 2.5 mg/12h

Rivaroxaban: 10 mg/d

 

Según guías: 

  • Monitorización de función renal mínimo cada año (Cl Creatinina )
  • Más frecuente si evento agudo, frágil, añoso…
  • Mediante Cockcroft-Gault (ensayos).
  • NO infra-dosificar puesto que aumenta el riesgo de ICTUS.

 

La Dra. Celia Ahedo, residente de 4º año en el momento de la charla

 

 

Dra. Esther Tamarit Antequera

Nefróloga CHGUV

Coordinadora Blog Renal

Blog Escuela del Paciente Renal HGUV

La Escuela del Paciente Renal es un proyecto del Consorcio Hospital General Universitario de Valencía donde un grupo multidisciplinar compuesto por nefrólogos, psicólogos y nutricionistas tratamos aspectos de interés para pacientes con alguna patología renal o para aquellos que quieran conocer de una manera más profunda el mundo de la nefrología.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *