Paciente con insuficiencia renal crónica
Paciente Renal en las redes sociales
Y a propósito del abuso de omeprazol
Y a propósito del abuso de omeprazol

Un estudio pionero, realizado por nefrólogos pertenecientes a la Sociedad Española de Nefrología (S.E.N.) y Fresenius Medical Care (Grupo de Trabajo de Optimización de los Resultados en Diálisis) sobre una muestra de 2.242 pacientes tratados en 40 centros españoles de hemodiálisis, muestra que el uso de inhibidores de la bomba de protones (IBP) se asocia con hipomagnesemia (trastorno electrolítico en el que se presenta un nivel bajo de magnesio en la sangre) y con exceso de riesgo de mortalidad en pacientes en hemodiálisis.

Según una nota de la Sociedad Española de Nefrología, estos resultados llevan a sus autores a concluir "que el equilibrio entre posibles efectos negativos y positivos debe ser considerado antes de la exposición a largo plazo a IPB de estos pacientes", así como que el tratamiento con IBP sea "monitorizado regularmente" y prescrito "únicamente cuando esté indicado". La investigación ha sido publicada en Kidney Internacional Reports, la publicación científica internacional de referencia.

Según el estudio, liderado por el doctor Ángel Luis Martín de Francisco, del Servicio de Nefrología del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla de Santander, el uso a largo plazo de IBP en pacientes en hemodiálisis "a menudo no está justificado". De hecho, en la muestra de la investigación, en la que también han participado nefrólogos de Hospital del Mar de Barcelona y del Hospital Reina Sofía de Córdoba, la proporción de pacientes que tomaban este tipo de medicamentos era extraordinariamente alta: 1.776 de 2.242, el 79,2 por ciento.

Fuente original

D. Jairo A. Henao. Médico residente 4ª año
Dra. Ana Mª Oltra. Coordinadora Blog Renal
Nefrología. CHGUV

Comparte esta entrada

Comentarios

Aún no hay comentarios sobre esta entrada de blog.